seguidores

lunes, 13 de abril de 2009

Into the wild


Si Alex Surpertramp se hubiera cruzado conmigo no le habría pasado lo que le pasó.
Yo me cuelgo de sus botas de goma y me voy con él para Alaska, quiera o no, aunque me vaya arrastrando como a un trineo.
Que queme los dólares, deje el auto tirado, se desprenda de todo lo material, que haga lo que quiera pero que un tipo así se vaya sólo…nooooooooo!
A parte yo le hubiera preparado unos ravioles a la boloñesa y no hubiera tenido ninguna necesidad de estar comiendo plantitas como un tololo
Al margen… me gustó la película.
Los contrastes, me parecieron muy humanos.
La felicidad no sólo proviene de las relaciones humanas…/ La felicidad es verdadera sólo cuando es compartida .
El darse cuenta del consumo innecesario, el despojo de lo material.
El irse de todos los lugares en los que uno está ,tanto físicos como emocionales.
La relación con los padres, el perdón.
El contacto con la naturaleza,
La búsqueda del ser interior.

"... y también sé que es importante no necesariamente ser fuerte, sino sentirse fuerte... para medirse a uno mismo, al menos una vez... para encontrarse en la condiciones más primitivas... y enfrentar la ceguera y la sordera a solas... sin nada que te ayude más que tus manos y la propia cabeza"

La película empieza con este texto de Lord Byron:
“Hay placer en los bosques sin senderos.
Hay éxtasis en una costa solitaria.
Está la sociedad donde nadie se inmiscuye.
Por el océano profundo y la música con su rugido.
No amo menos al hombre, pero sí más a la naturaleza”

Ay… me dio hambre... Me voy a Mc Donalds a comprar una cajita feliz…
Ya vuelvo, che.


martes, 7 de abril de 2009

Soñé que sembraba


SOÑÉ QUE SEMBRABA

Llueve.
Avanza el silencio
detrás de las ventanas viejas
con la precisión y justicia
que merecen ser leídas las palabras,
letra a letra y contenido.
Hay momentos en que el sol
no es necesario,
en cambio el silencio
es imprescindible.
Cuántas veces me fui
y volví a buscar el sol,
no tengo idea,
ni cuánto durará esta lluvia.
Soñé que sembraba
y pedía palas
para trabajar la tierra.
Soñé con mi casa,
tal vez por haberme dormido
con la certeza de que esta vez
estoy yo misma.

jueves, 2 de abril de 2009

En nombre del amor


Hay cosas que cuestan tan poco …
Tejer un bufanda …
Tomar mate en la playa …
Salir a pasear con alguien que tenga onda …
Comer unas pizzas con amigos,
Etc, etc, etc …
Pero a veces la gente se encarajina con alguien complicado que le complica la vida y encima lo llama amor …
Hay momentos en que hay que dar vuelta la página sin miedo y es tan bueno darse cuenta.
¿Por qué sufrir en nombre del amor?
El mundo está lleno de gente dispuesta a intentar algo mejor.
Hoy leí algo que me pareció bueno: “La verdadera filosofía es reaprender a ver el mundo”

CARRETERAS

En nombre del amor
hay quien pone el amor
en manos de cualquiera
que suele andar
por la vida de sobrado,
que intenta mostrarle
lo negro de lo blanco
que juega, va y viene.
Estruja y tira el paño
tras la última gota.
En nombre del amor
hay quien intenta
creer lo que no es cierto
una y mil veces.
Hay quien se arrastra ,
se deja hundir o golpear.
Hay quien no reconoce
la locura.
En nombre del amor
hay quien transita
de ese modo
y encima paga peaje.